La salud del barrio

Teresa Darriba, vecina y clienta

Bienvenidos a la nueva sección de salud de nuestra revista del barrio. La Farmacia Miró inicia esta colaboración con Essència Barceloneta, donde se tratarán temas de salud y noticias de interés para el barrio . Para inaugurar esta sección, Toni Miró, cuarta generación de farmacéuticos en el barrio, ha entrevistado a Teresa Darriba, una vecina de ochenta y tres años que es paciente habitual de la farmacia: 

 

¿Cuántos años llevas viniendo a la farmacia?

 

Toda mi vida, y ya venía mi madre. A mí me llevaron a Barcelona cuando tenía tres meses, y desde entonces que hemos venido a esta farmacia, así que te puedes imaginar el montón de años que hace. Y siempre he venido aquí.

 

Son muchos años sin cambiar. ¿Qué te hace confiar en nosotros?

Pues es como si estuviera en mi casa. El trato con vosotros es una parte mucho importante para mí.

 

¿Por qué das ese valor al trato que te damos?
 
Yo vengo a la farmacia a recoger los medicamentos que tengo en la receta, y también por vuestra guía. Y esto se agradece mucho.

 
Llevamos 120 años en la Barceloneta, y esto ha creado muchos recuerdos a la vida de la gente. ¿Me podrías contar alguno recuerdo memorable que tengas de nosotros?
 
Recuerdo cuando tu padre, al hacer la mili, se rompió las dos muñecas. Y tu abuelo no le dejó descansar. Cuando le dieron el permiso, le hizo venir a trabajar. Recuerdo cómo llevaba los muñecas enyesadas. Recuerdo perfectamente esa imagen. También me pasa por la mente que tu abuelo era muy cachondo ( ríe ). Siempre me he sentido como en casa, la verdad.
 
 
Me han dicho que tenía muchas admiradoras por el barrio.
 
Y es verdad. Y cuándo estaba en la otra esquina, antes de que os cambiarais de sitio, también trataba con tu bisabuela Sabina.
 
 
¿Conociste también su _marido, que fue quien empezó el negocio?
 
A él no, creo que murió joven.
 
 
Sí, fue en 1927. Sabina regentó una farmacia en los años veinte cuando murió su marido. Esto no era habitual en aquella época. ¿Cómo era aquella farmacia?
 
Era muy pequeñita, y tenías que bajar unos escalones para entrar.
 
 
Otros vecinos me han explicado que quedó destruida por la guerra. Y luego cambió de sitio. Cambiando de tema ¿crees que desde la farmacia te ayudamos a tratar tus problemas de salud?
 
Siempre! Por ejemplo, cuando vengo del médico, muchos veces no recuerdo lo que me han dicho, y suerte tengo de vosotros. Vengo aquí y me arregláis cualquiera duda que tengo. Frente a cualquier pregunta, también os llamo, y entre todo el equipo, siempre resolvéis los problemas que me salen con los medicamentos.
 
 
Ayudamos siempre que podemos. Ahora desde nuestra web hemos estrenado un servicio de teleconsulta. Puedes concertar una visita y te resolveremos cualquiera duda.
 
Yo soy antigua, pero hacéis bien adaptándoos a los nuevos tiempo.
A veces, incluso no necesito nada y entro a saludar. Últimamente, hacía muchos días que no pasaba, y al entrar me habéis preguntado si me había pasado algo. Agradezco que os preocupéis por mí más allá del trabajo.
 
 
Es lo que tiene ser un comercio centenario.
 
Yo prefiero las pequeñas tiendas que hay en el barrio, aunque cada vez hay menos. Lo encuentro más acogedor y me gusta esta familiaridad. Espero que duréis muchos años aquí.
La salut del barri

También puede interesarte

anuncia marisma

Más artículos